Notícias

Tu Carpintería de Aluminio

Mantenimiento de las ventanas de aluminio

Mantenimiento de las ventanas de aluminio

Las ventanas de aluminio en Cerdanyola son una gran opción. Cada vez somos más los que las tenemos en nuestro hogar. Gracias a ser ligeras, pero de gran dureza han demostrado merecer un sitio en nuestras viviendas. Y el hecho de resistir el paso del tiempo y los cambios climáticos nos ha convencido de que son exactamente lo que necesitamos.  Es por esto que es importante saber mantenerlas correctamente para que no pierdan ninguna de sus muchas cualidades.

Mantenimiento y limpieza

Las ventanas de aluminio en Cerdanyola no requieren mucho mantenimiento, por no decir prácticamente ninguno. Pero podemos hacerles un pequeño mantenimiento cada cierto tiempo para que su funcionamiento sea más duradero y prolongado.

Si queremos que nuestras ventanas nunca tengan problemas de funcionalidad y estética es importante no utilizar ningún producto abrasivo, tanto en limpieza interior como exterior. Lo mejor es utilizar agua con un jabón neutro aplicándolo con un trapo suave o una esponja que no raye.

Es fundamental mirar que nuestras ventanas de aluminio en Cerdanyola expulsan bien el agua y no se acumula en ningún punto de drenaje, por esto es conveniente revisarlos, limpiarlos y secarlos con asiduidad.

En el caso de las ventanas correderas a la hora de hacer el mantenimiento basta con ponerles aceite lubricante en los cojinetes, y en el cierre, directamente en el mecanismo. También debemos comprobar que las hojas están a escuadra, ya que en el caso de que no lo estén podría producirse una fuga de aire y/o hacer que no cierren totalmente. Esto lo podemos saber comprobando a ojo que la distancia de luz, teniendo la puerta al borde del marco, es igual en la parte superior que en la inferior.

En las ventanas correderas debemos comprobar que el tornillo que las gradúa funciona correctamente. Haciendo subir o bajar la puerta. En el caso de no estar correctamente puede desajustarse.

En el caso de las ventanas practicables o oscilobatientes es suficiente con aplicar aceite lubricante en bisagras, cerraduras, manetas y demás accesorios. Sin olvidarnos de comprobar que no hay ninguna pieza suelta, y si la hay apretarla (bisagras, tornillos, manetas). Es recomendable realizar estos mantenimientos dos veces al año. Las ventanas oscilobatientes cuentan con un sistema que permite regularizar la ventana para evitar posibles descuelgues o rozaduras de la puerta.

Para la limpieza de las ventanas de aluminio en Cerdanyola recomendamos frotar siempre en movimientos de ida y vuelva, sin arrastrar objetos con filo o puntas pronunciadas, utilizando paños y esponjas suaves para limpiar, pulir y secar. Y si decides limpiar con lana de acero utiliza la más delgada, aunque no es recomendable ya que puede dejar marcas en la superficie y crear problemas estéticos.